Aumentar fuerza de brazos

Aumentar fuerza de brazos

Cómo conseguir brazos más grandes en casa

El chin-up es un movimiento compuesto que trabajará toda la parte superior del cuerpo, pero con gran énfasis en los bíceps. También puedes centrarte en la parte excéntrica del ejercicio frenando tu cuerpo de forma controlada.

La extensión de tríceps tumbado puede realizarse con un par de mancuernas o una barra. Sólo asegúrate de no llevar los brazos hasta la vertical porque, de esta manera, la gravedad no permitirá que tus tríceps tengan una resistencia óptima. Mantén los codos ligeramente más allá de tu cabeza para mantener tus tríceps bajo tensión en todo momento.

Por último, si se hacen correctamente, los dips deberían estar en tu propia lista de los mejores ejercicios para desarrollar la fuerza de los brazos. Asegúrese de que se inclina hacia delante al comenzar el movimiento para permitir que sus brazos estén más cerca de la contracción máxima.

Aunque los antebrazos recibirán parte de la acción de los ejercicios mencionados anteriormente, como las flexiones de brazos y los saltos de brazos, es bueno tener ejercicios dirigidos específicamente a los antebrazos si se quiere aumentar la fuerza.

¿Qué ejercicio aumenta la fuerza de los brazos?

Curl de martillo

Póngase de pie con los pies separados a la altura de los hombros y los brazos colgando a los lados, sujetando una pesa en cada mano. Manteniendo las palmas de las manos orientadas hacia el cuerpo y los codos pegados al mismo, levanta las mancuernas hasta los hombros. Suelta para empezar a completar una repetición y repite.

¿Por qué mis brazos son tan débiles?

Las causas de la debilidad en los brazos incluyen un traumatismo por una lesión, una lesión por esfuerzo repetitivo, una lesión o compresión nerviosa en el cuello o la parte superior de la espalda, o una obstrucción en las vías sanguíneas. La debilidad del brazo izquierdo con dolor en el pecho puede requerir atención médica inmediata.

Leer:   Cómo aumentar mi fuerza

¿Cuál es la forma más rápida de fortalecer los brazos?

Para desarrollar rápidamente los músculos de los brazos, intente levantar pesas unos 5 días de cada semana con 2 días de descanso o cardio. Si quieres aumentar el tamaño de los bíceps, haz curls con barra y curls con martillo para conseguir unos músculos más voluminosos en la parte superior de los brazos. Una vez que ejercites los bíceps, céntrate en los tríceps para redondear el aspecto de tus brazos.

Cómo aumentar la fuerza de los brazos con mancuernas

Los artículos de Verywell Fit son revisados por profesionales de la nutrición y el ejercicio. Los revisores confirman que el contenido es exhaustivo y preciso, y que refleja las últimas investigaciones basadas en la evidencia. El contenido se revisa antes de su publicación y en caso de actualizaciones sustanciales. Más información.

Puede ser un reto saber por dónde empezar cuando se empieza a entrenar la fuerza, especialmente cuando se trata de un entrenamiento para el día de los brazos. Encontrar ejercicios que funcionen para usted puede ser un reto con tantos ejercicios entre los que elegir.

El término “día de los brazos” puede resultar intimidante para algunas personas, especialmente para las mujeres que han oído durante años que levantar pesas las hará más voluminosas. Sin embargo, ejercitar la parte superior del cuerpo es vital para el camino hacia la buena forma física. Está destinado a ayudarle a alcanzar sus objetivos generales de fitness y a hacer que las tareas cotidianas sean más manejables.

Cuando la gente piensa en desarrollar los músculos de los brazos, suele pensar en los bíceps. Y aunque el entrenamiento de los bíceps es una parte del desarrollo de los brazos, en realidad no son el músculo más grande de los brazos. Hay más de 20 músculos en los brazos, algunos de los cuales se pueden ver al flexionar o mover el brazo, y otros que se encuentran en el interior del brazo, por lo que no se pueden ver en la superficie.

Leer:   Ejercicios para aumentar la fuerza de los brazos

Los 50 mejores ejercicios para brazos

Las piernas de los corredores se llevan toda la gloria. Agradecemos a nuestros cuádriceps y pantorrillas que nos lleven a la meta y los frotamos después de un duro entrenamiento. Aunque unas piernas fuertes son importantes, una parte superior del cuerpo tonificada y fuerte puede mejorar tu carrera más de lo que crees.

Cuando corres, tus brazos hacen algo más que balancearse hacia delante y hacia atrás. Si alguna vez has visto correr a un corredor de élite, te darás cuenta de que su cadencia de carrera coincide con el movimiento de los brazos como un reloj perfecto. Eso es porque está utilizando todo su cuerpo para correr lo más rápido y eficazmente posible.

Con cada golpe de pie, tus brazos ahorran energía a tus piernas ayudando a impulsar tu cuerpo hacia delante. Una parte superior del cuerpo fuerte te impulsará durante los entrenamientos y las carreras más duras y te ayudará a mantener una buena forma mientras entrenas para aumentar tu resistencia.

(a) Túmbate en un banco plano con una pesa en cada mano y los pies en el aire, con las rodillas en un ángulo de 90 grados. (b) Mientras exhala, levante lentamente cada pesa por encima del pecho. Cuando los codos estén casi rectos, gire las palmas de las manos hacia dentro mientras sigue enderezando los codos hasta que las pesas se toquen y las palmas se enfrenten. Al inhalar, separe lentamente las pesas y gire las palmas hacia delante para volver a la posición inicial. Realiza 15 repeticiones.

Cómo fortalecer los brazos para principiantes

a) Sujeta una mancuerna en cada mano a los lados, con las palmas hacia delante y los brazos estirados hacia abajo. Separe los pies a la altura de los hombros, apoye los talones en el suelo, doble ligeramente las rodillas y apriete el tronco.

Leer:   Productos para aumentar la fuerza

b) Levanta una mancuerna hacia el hombro, girando el brazo al subir para que la palma quede hacia arriba. Baja la mancuerna hacia un lado y repite el mismo movimiento con el otro brazo. Recuerde exhalar al levantar la pesa e inhalar al bajarla.

a) Sujeta una mancuerna en cada mano a los lados con las palmas hacia los muslos y los brazos estirados hacia abajo. Separe los pies a la altura de los hombros, apoye los talones en el suelo, doble ligeramente las rodillas y apriete el tronco.

b) Levanta una mancuerna hacia el hombro, girando el brazo al subir para que la palma de la mano quede hacia delante. Baja la mancuerna hacia un lado y repite el mismo movimiento con el otro brazo. Recuerda exhalar al levantar la pesa e inhalar al bajarla.

b) Curva las pesas hacia los hombros, manteniendo los codos cerca de los lados, y luego presiónalas por encima de la cabeza hasta que los brazos estén rectos y las pesas estén directamente sobre los hombros. Invierta lentamente el movimiento para volver a la posición inicial. Esto es una repetición.